17 nov. 2010

Ley de Pensiones: Reforma del gobierno descansa en el sacrificio obrero

Detalle
Caso 1
Caso 2
Caso 3
Caso 4

Caso 5
Caso 6

Caso 7
Último total ganado
1.500

2.000
2.500

3.000

3.500
4.000
4.500 
Pensión basada en la Ley 1732
482
636
799
953
1.117
1.271
1.435
Fracción solidaria a ser incorporada
718
694
864
1.042
1.083
929
765
Pensión Final
1.200
(100 bs más por haber aportado 5 años  más)
1.330
(95 bs más)

1.663
(119 bs más)

1.995
(142 bs más)
2.200
(200 bs más)
2.200
(200 bs más )
2.400
(200 bs más)

Tabla 3. Personas que tienen 35 años de aportes
Detalle
Caso 1
Caso 2
Caso 3
Caso 4

Caso 5
Caso 6

Caso 7
Último total ganado
1.500

2.000
2.500

3.000

3.500
4.000
4.500 
Pensión basada en la Ley 1732
577
769
962
1.154
1.346
1.539
1.731
Fracción solidaria a ser incorporada
723
561
701
841
982
861
669
Pensión Final
1.300

1.330

1.663

1.995

2.328

2.400

2.600

Cómo se observa en las tablas, la mayor parte de la composición de la pensión final, viene de la fracción solidaria y las bajas rentas de la ley 1732 se perpetuán. Ahora bien: ¿Acaso la propuesta del gobierno para garantizar la fracción solidaria (salida del fondo solidario) es aumentar significativamente el aporte patronal? ¿Se propone revertir lo que hizo Goni liberando al Estado del aporte?  No, la propuesta del gobierno de Evo Morales, implica mayor carga para el trabajador. El aporte patronal no es para el obrero y el Estado sigue sin aportar. Por lo tanto, se concluye que en gran medida son los propios obreros que van financiar el fondo solidario. El gobierno no está quitando un porcentaje a los empresarios o dejando de pagar las jugosas indemnizaciones a las transnacionales por las “nacionalizaciones” (Actualmente está pagando 100 millones de dólares a la italiana ETI por la nacionalización de ENTEL) para aportar a la jubilación de los trabajadores, sino que confisca los aportes de los propios trabajadores. Por eso no hay nada de progresivo en la reforma de Evo, si bien aumenta la pensión final a través de la fracción solidaria, favorece al empresario capitalista a partir de la omisión de la restitución de los aportes patronales y estatales (CEDLA).

Mineros del sector privado quedan perjudicados

Evo se apoyando en la dirigencia de la COB, propuso reglas especificas a los mineros. Estos van poder jubilarse a los 56 años, y pueden rebajar la edad a los 51 años por cada 2 años de trabajo en condiciones insalubres. Van acceder a una renta de 3.700 bolivianos desde que cumplan 35 años de aporte mientras que los otros obreros, el máximo que pueden acceder es 2.600. Sin embargo, hasta mismo los mineros del sector privado tienen dificultad para llegar a 35 años de aporte, por la elevada inestabilidad laboral en el país.
¿Con qué interés el gobierno y la COB, presentaron reglas específicas a los mineros?  Para dividir a los obreros y así hacer pasar su propuesta. Sabe que si todos los trabajadores estuviesen unidos tendrían la fuerza necesaria para derrotar su reforma que en esencia va en contra la mayoría de los obreros. La FSTMB y la COB, terminan por defender los grandes empresarios de la minería privada que van aportar mínimamente y principalmente al Estado que no va aportar nada para la jubilación de los mineros. Los mineros del sector privado deben desautorizar la cúpula de la Federación y de la COB a respaldar la propuesta de ley de pensiones del gobierno, porque no van llegar con 35 años de aporte exigido.

Rechazar ésta propuesta y luchar por una jubilación digna

La dirigencia de la COB ha dado su respaldo a la propuesta del gobierno, lo que constituye una traición más a la clase obrera.  Su ejecutivo Pedro Montes, olvidó que en congresos sobre seguridad social, los trabajadores demandaron a la COB, luchar por una ley de pensiones en que aportasen los tres sectores, trabajador, empresario y Estado. Además la reivindicación de reducción de la edad no debería implicar aumento de los años de aporte. La trampa del gobierno es que redujo la edad de  jubilación a 58 años, e impuso 35 años de aporte para acceder a 70% de la renta.

Es verdad que el proletariado europeo está luchando contra la propuesta de sus gobiernos de aumentar la edad de jubilación mientras que Evo propone reducir. Pero también es verdad que las condiciones laborales en nuestro país son millones de veces peores. Aquí uno no puede aportar 35 o 30 años, porque el desempleo, la informalidad y la falta
de estabilidad laboral, predominan. Según el CEDLA, en 2009 el empleo informal fue de 62%. El empleo en Micro/Pequeña empresa fue 67%, Mediana 18.1% y Grande 14.5%. El 48% de los trabajadores es eventual y sólo 51% de ocupados es asalariado.

En estas condiciones, proponer una ley donde la carga de aportes va a recaer sobre las espaldas de los trabajadores, beneficia a los empresarios y al estado. Por eso hay que rechazar ésta propuesta y luchar por una ley de pensiones en que haya el aporte tripartito: trabajadores, empresarios y estado. Que la cantidad de aportes sea 20 años, y que los trabajadores puedan acceder a 100% del sueldo cuando activo. Eso es posible, los militares se jubilan con 100% de su renta. Pero, para organizar la lucha es necesario sobrepasar el freno de la dirigencia de la COB que recibió del gobierno el orden de evitar las luchas obreras.
 


[1] Boletin del CEDLA………………………………………
[2] Datos del Boletin del CEDLA……………..

No hay comentarios: